La Declaración de Impacto Ambiental caduca a finales de octubre y es necesario afianzar el proyecto para solicitar una prórroga.

La Junta de Andalucía mantiene una línea de colaboración intensa con el Gobierno Central para definir y concretar el proyecto CEUS. El Centro de experimentación de aviones no tripulados previsto en la base del INTA en Mazagón necesita este impulso. La Declaración de Impacto Ambiental caduca a finales de octubre y es necesario afianzar el proyecto para solicitar una prórroga. Al parecer la Consejería de medio ambiente, la de empleo y la vicepresidencia del gobierno andaluz están trabajando en los últimos meses codo con codo con la Secretaría de Estado de Defensa y el INTA para concretar el CEUS. Las partes han mantenido varias reuniones.

Francisco José Romero, delegado del gobierno andaluz en Huelva, ha explicado al respecto que éste es un proyecto prioritario para la Junta.

El de Huelva sería un centro de experimentación de aviones no tripulados de grandes dimensiones. Junta de Andalucía y Gobierno están definiendo distintas áreas de actuación, en función de las competencias de cada administración.

La Junta ha consignado este año 500 Mil euros, pero la cifra se puede ampliar con fondos disponibles en otras consejerías, como la de empleo. Ahora se está definiendo con el INTA y con Defensa la cantidad necesaria.

A final de octubre caduca la Declaración de Impacto Ambiental y es necesario contar con un proyecto definido para solicitar una prórroga. La Autorización Ambiental Unificada que otorga la junta vence en marzo de 2019.

Otras fuentes han señalado que en los últimos meses se han mantenido distintas reuniones en la base del INTA. En ellas han participado representantes de la Junta, el Ministerio de Defensa y el propio Instituto Nacional de Técnicas Aeroespaciales.

Fuente: http://cadenaser.com/